02 de julio, 2019

Esta IA detecta el cáncer de mama hasta con 5 años de anticipación


El Laboratorio de Ciencia Computacional e Inteligencia Artificial (CSAIL) del Instituto Tecnológico de Massachusetts (MIT) ha desarrollado un nuevo modelo predictivo de aprendizaje profundo de IA capaz de anticipar el desarrollo del cáncer de mama hasta en un rango de 5 años, con la peculiaridad de mostrar un desempeño preciso tanto en mujeres blancas como negras.

La peculiaridad de este proyecto está centrada en su “equidad”: otros proyectos parecidos muestran un sesgo al estar basados exclusivamente en poblaciones de pacientes blancas, a pesar de que la población de mujeres negras es hasta 42% más vulnerable a fallecer por esta causa.

El modelo de predicción detecta en una mamografía si una mujer es propensa a desarrollar esta enfermedad a partir de estudios y data de hasta 90,000 pacientes, basándose principalmente en patrones sutiles en el tejido mamario que pueden ser precursores de tumores malignos y que suelen ser invisibles para el ojo humano.

Lee El cáncer se alimenta de grasas saturadas para hacer metástasis.

Por ahora, los resultados de este modelo de predicción son alentadores: ha alcanzado un 31% de precisión en la detección de casos delicados de cáncer de mama contra el 18% de los métodos tradicionales

Autoridades de esta institución educativa como Regina Barzilay, profesora del MIT y sobreviviente de esta clase de cáncer, esperan que este tipo de tecnologías propicien la diversificación de las estrategias de monitoreo e imagenología basadas más en la integración y necesidades de grupos vulnerables que en las edades recomendadas.

Lo anterior complementaría una visión más personalizada del análisis y prevención del primer tipo de cáncer en mujeres a nivel global según la Organización Mundial de la Salud (OMS), principalmente porque el debate alrededor de la prevención está basado en una generalidad étnica y poblacional que no corresponde del todo con el riesgo detectado en minorías como la latina o afroamericana.

Fuente: Forbes México

Comenta esto