El SAT
30 de julio, 2018

¿A quién le perdona más impuestos el SAT?


El SAT suele perdonar cantidades millonarias de impuestos a grandes empresas y cantidades no tan generosas a los pequeños contribuyentes.

Te puede interesar: Los 5 lugares más raros de Jalisco para disfrutar en vacaciones

La condonación de impuestos del SAT es un beneficio del que la mayoría de los pequeños contribuyentes no goza, pero sí algunas de las grandes empresas, lo que resulta en detrimento del erario y en los incentivos para pagar impuestos.

El Instituto Nacional de Transparencia, Acceso a la Información y Protección de Datos Personales (INAI) ordenó al Servicio de Administración Tributaria (SAT) publicar los nombres de los contribuyentes a los que les perdonó impuestos así como el monto, en el periodo del 1 de diciembre de 2012 al 31 de diciembre del 2013, y del 1 al 6 de abril del 2018.

El SAT guarda los nombres de estos contribuyentes alegando el secreto fiscal, mientras que suele publicar cada mes en el Diario Oficial de la Federación (DOF) y en su página de internet una lista con el nombre de los contribuyentes a los que supone como incumplidos o simulan operaciones.

“El SAT entra en contradicción cuando publica los nombres de contribuyentes que considera han realizado operaciones indebidas o inexistentes, ha promovido reformas legislativas que provocan que se ventile este tipo de operaciones y parece que cae en contradicción cuando no quiere dar información de los contribuyentes a los que favorece (con las condonaciones)”, comentó Rafael Torres Raba, integrante de la Comisión Fiscal 3- Bosques del Colegio de Contadores Públicos de México.

Solo entre 2017 y 2018, el SAT ha perdonado 6,982 millones de pesos (mdp) a personas morales. Entre las que sobresalen nombres como los de América Móvil, la firma insignia de Carlos Slim, a la que en 2017 el fisco le condonó 57.21 mdp.

También destacan Laboratorios Columbia, firma a la que le condonó el pago de 169.62 mdp; Pinfra con 122.54 mdp; Tiendas Soriana, que se ahorró un pago de 96.48 mdp; Edificaciones Integrales de Guadalajara con 72.68 mdp; Banco Nacional de México con 54.39 mdp y BMW de México a la que le perdonó 45.38 mdp, según datos del SAT actualizados hasta el 16 de febrero del 2018.

“En algunos casos pudieran tener justificación sobre todo cuando se trata de no penalizar a empresas chicas o medianas porque tuvieron cambios importantes en el Código Fiscal o hubo periodos en la economía muy tirante o poca liquidez, pero deben de ser esporádicos y con circunstancias que realmente los justifiquen” comentó Héctor Villarreal, director general del Centro de Investigación Económica y Presupuestaria (CIEP).

Agregó que las reglas deben ser muy claras, porque el que sea en lo oscurito da muy mala espina. “Creo que un programa de condonación debe estar acotado a montos muy reducidos de dos millones a tres millones de pesos y no que alguien reciba un perdón porque no pagar impuestos de mil o dos mil millones de pesos”.

En 2015, la Auditoría Superior de la Federación (ASF) publicó en su informe sobre la cuenta pública 2013 que el fisco condonó multas y recargos a grandes empresas (Sabritas, Gamesa, Prologis-Mexico City Investment y Scotiabank Inverlat) por casi 1,123 mdp, lo que en su opinión afectó a la Hacienda pública federal. Esto bajo el programa ‘Ponte al Corriente’ que aprobó el Congreso de la Unión.

El programa pretendía regularizar los créditos fiscales causados antes del 1 de enero de 2007 que comprendieran contribuciones federales, cuotas compensatorias, actualizaciones y accesorios de ambos conceptos, multas por incumplimiento de las obligaciones fiscales distintas a las obligaciones de pago.

El gobierno puede perdonar impuestos, multas y otro tipo de deudas fiscales a los contribuyentes principalmente para recuperar recursos de personas físicas o morales incumplidas o bien, para apoyar a sectores económicos con baja capacidad contributiva, como una manera de incentivar a los contribuyentes para ponerse al corriente de sus obligaciones y así lograr captar más recursos en el corto plazo.

“Son programas a los que cualquier contribuyente puede tener acceso, lo que sí es cierto es que el hecho de que no se paguen contribuciones y que abiertamente se sepa que la autoridad las perdona desincentiva al resto de los contribuyentes sin importar que sean grandes o pequeños pero que sí cumplen. Parece que se premia al incumplido”, dijo Torres Raba.

La organización Fundar indica, en el reporte ‘Privilegios Fiscales. Beneficios para unos cuantos’, que el problema de este tipo de condonaciones radica en que la autoridad tributaria no explica a detalle cuáles fueron los fundamentos y los motivos que tomó en consideración para perdonar créditos fiscales, y continúa haciendo uso del secreto fiscal para impedir el acceso de otra información relevante.

Adicionalmente, la información disponible públicamente revela que la condonación ha beneficiado principalmente a quienes tienen mayores adeudos, lo cual arroja serias dudas en torno a la necesidad de beneficiar a los contribuyentes que, en principio, tienen mayor capacidad económica.

De acuerdo con datos de Fundar, tan sólo entre 2007 y 2015 gracias a diversos programas de amnistía que fueron aprobados por el Poder Legislativo, 15 contribuyentes recibieron el perdón de sus adeudos fiscales por más de 46,000 mdp. Mientras que en más de 30 ocasiones el SAT se ha negado a acatar las resoluciones del INAI en materia de cancelaciones y condonaciones de adeudos fiscales.

“Uno pensaría en montos pequeños y hablamos de empresas pequeñas y medianos a lo mucho. Si tienen un programa y supuestamente por secreto fiscal no vas a revelar los nombres y son montos muy importantes de empresas que no han pagado impuestos y han tenido ganancias importantes pues es completamente contra el espíritu del programa”, dijo Villarreal.

En los datos del SAT también destacan los nombres de empresas como Banorte, a la que se le condonó en el 2017 30.08 mdp, Grupo IUSA con 37.40 mdp y Grupo Gigante con 33.71 mdp, por mencionar algunas.

Por Carmen Luna para Alto Nivel

Comenta esto