usar calles
16 de mayo, 2018

Caen ante juez por usar calles para fiestas.


En la presente administración tapatía han sido arrestadas 602 personas por obstaculizar la vía pública; entre otras, por usar calles para fiestas.

A los vecinos de la señora Magdalena, en la colonia Insurgentes, ya se les hizo costumbre agarrar la vía pública como “salón de eventos”. Cada que tienen una fiesta cierran la vialidad con sus autos para instalar brincolines y mesas para armar el bailongo a media calle. La bocina a todo volumen es el remate.

“En esta colonia hacen reuniones o fiestas, pero nunca avisan, nada más estacionan el carro a media calle y no puedes pasar. Desde hace cuatro años se ha incrementado esto. Es un problema fuerte: yo tengo que rodear para entrar a mi casa y, como pasan camiones, los choferes tienen que desviarse de sus rutas afectando a los usuarios (del transporte público)”.

Magdalena nunca ha reclamado a sus vecinos porque teme que reaccionen violentamente. Tampoco los ha reportado ante la Policía de Guadalajara porque no sabía que bloquear las calles es una falta administrativa.

Te puede interesar:  ¿Por qué la de 2018 es una elección histórica?

En lo que va de la administración tapatía, la Policía de Guadalajara suma 602 arrestos de personas por bloquear el libre tránsito para fiestas y todo tipo de motivos. Los conceptos de las multas son por impedir o estorbar el uso de la vía pública, por colocar objetos en el arroyo vehicular que impiden el tránsito y por estacionar vehículos en lugares para el peatón, entre otros.

El Reglamento de Policía y Buen Gobierno de Guadalajara establece castigos que oscilan entre los 10 y 30 salarios mínimos vigentes, o el arresto administrativo hasta por 46 horas para los ciudadanos que afecten la vía pública.

Otra de las opciones para solucionar los problemas con vecinos escandalosos o fiesteros es recurrir a los Centros de Mediación del Ayuntamiento, en donde se atienden todo tipo de asuntos. El nombre y el domicilio del infractor son suficientes para iniciar un proceso de mediación, aunque también se deben entregar pruebas de las afectaciones generadas en una zona habitacional.

La Zona Centro del Municipio de Guadalajara es donde más se registran problemas vecinales, desde agresiones verbales y físicas, difamaciones e invasiones de áreas comunes; sin embargo, el principal es la contaminación auditiva o el clásico vecino o bar que afecta con alto volumen y todo tipo de géneros musicales. Otras colonias con más problemas son Analco, Independencia y La Perla, pero se suman Insurgentes, Bethel, Hermosa Provincia, Santa Cecilia y El Fresno.

Las faltas administrativas pueden ser denunciadas a los teléfonos 1201-6090 o 1201-6000. También puede acudir a la Unidad de Centros de Mediación: calzada Independencia Norte número 840.

“La verdad no sabía que los podía reportar por cerrar las calles —cuenta Magdalena—. Sí he hablado cuando en la madrugada uno quiere conciliar el sueño y no puede por su escándalo, pero nunca por bloquear la calle. Aunque sí se me hace importante porque hay calles o avenidas donde pasan rutas de camiones. Hasta los camioneros tienen que andar buscando la ruta para poder circular. Voy a comenzar a reportarlos”.

GUÍA

La denuncia

• La denuncia de hechos constitutivos de presuntas infracciones no flagrantes se presentará ante el mediador social municipal.
• El denunciante debe aportar elementos probatorios, como audios, fotos, videos o la declaración de testigos.
• Si el mediador lo estima fundado, girará citatorio al denunciante y al presunto infractor para la celebración de una audiencia.
• Si el infractor no acude, la audiencia se celebrará en su rebeldía y, de acreditarse su presunta responsabilidad previa determinación, le turnará el caso al juez para que éste emita su resolución correspondiente. En caso de que el denunciante no compareciera en la audiencia se archivará su reclamación como asunto concluido.

La audiencia

Inicia con la lectura del escrito de denuncia, si lo hubiere, o la declaración del denunciante si estuviera presente, quien en su caso podrá ampliarla. Posteriormente dará el uso de la voz al presunto infractor para que manifieste lo que a su derecho convenga y ofrezca pruebas.

Cuando con motivo de sus funciones el mediador social detecte o se percate de una infracción flagrante, lo hará de inmediato del conocimiento del juez municipal a efecto de que éste determine lo conducente.

La resolución

El mediador social en todo momento procurará la conciliación entre las partes. Si no llegan a un acuerdo y de lo actuado por el mediador se desprenden fehacientemente elementos que acrediten la presunta responsabilidad del infractor, previa determinación, le turnará el caso al juez municipal para que éste emita la resolución que corresponda (multa o arresto).

Fuente: Informador

Comenta esto